Acotaciones sobre el saber logosófico

El hombre no se sirve sino en forma parcial, del conocimiento que posee y que constituye su haber. Estas observaciones adquieren relieves más destacados si nos detenemos en las posibilidades que existen latentes en el hombre, si cotejamos lo que cada uno hace, con lo que podría realizar si se sirviera inteligentemente de las prerrogativas que le otorgan las facultades con que la naturaleza lo ha dotado. Escuchamos frecuentemente decir: “Hago lo que puedo”, y, sin embargo, este “hago lo que puedo” está muy lejos de ser una afirmación exacta.

Leer más